El papel de la mujer en el SAR.

Las mujeres, debido a su condición y actividades cotidianas, tienden a darle más prioridad al bienestar de la familia, dejando de lado el interés por ellas mismas.

Las diferentes condiciones de vida y actividades entre hombres y mujeres traen como consecuencia diversos comportamientos económicos entre ambos géneros, en particular respecto al tema del ahorro. Un elevado porcentaje de mujeres se dedica sólo al hogar, es decir, no recibe remuneración económica alguna. Esto constituye un serio obstáculo para el ahorro, la toma de decisiones sobre los ingresos del hogar, la inclusión financiera y la comprensión de conceptos financieros básicos.

Con respecto a los derechos de las mujeres en el tema de la seguridad social, particularmente en el tema de pensiones, se ha trabajado arduamente para lograr que las mujeres tengan derecho a una pensión. Antes de la reforma al sistema actual de pensiones, en 1997, las mujeres tenían menos posibilidades de alcanzar una pensión, con relación a los hombres. Esta situación se presentaba cuando ellas tenían que salir del mercado laboral, lo cual llevaba a que no alcanzaran las semanas de cotización solicitadas para obtener una pensión, por lo que perdían el derecho a recibir una.

En la mayoría de los casos las mujeres son quienes salen del mercado laboral para dedicarse al cuidado de sus hijos, y, con mucha frecuencia, es poco probable que se reincorporen nuevamente.

Con el cambio de ley en 1997, las mujeres que salen del mercado laboral no pierden las semanas de cotización, y en caso de no reincorporarse al mercado laboral para seguir cotizando, es posible recuperar las aportaciones que han realizado, más el rendimiento que hayan obtenido de dichas aportaciones, una vez que alcance los 65 años de edad.

Las mujeres enfrentan retos distintos tanto a nivel personal como laboral, por lo que es necesario analizar su retiro, visto desde una perspectiva de género.

Precisamente MaxiPensión invita a las mujeres que no están laborando pero cotizaron en el IMSS antes del 1º de Julio de 1997 con más de 50 años de edad, para que contacten con alguno de nuestros asesores, para revisar su caso, y juntos encontrar un camino elaborando un plan para rescatar y ejercer su derecho a una futura pensión IMSS superior.

  • Mujer y cotizaste en el IMSS:
    Si eres mujer y cotizaste en el IMSS antes del 1º de Julio de 1997 y tienes más de 50 años de edad, contacta a un consultor experto de MaxiPensión para revisar tu información y si fuera el caso, te animes a elaborar un plan de tu futura pensión superior.
  • Mujer ama de casa:
    Antes de ser ama de casa seguramente laboraste y por años cotizaste en el IMSS antes del 1º de Julio de 1997. No importa que no estés trabajando. Contacta a un consultor de MaxiPensión para revisar tu caso y elaborar un plan de tu futura pensión IMSS superior.
  • MaxiPensión en tus trámites:
    MaxiPensión ofrece servicios de gestoría de trámites ante el IMSS para los efectos de ejecutar tu plan de pensión, así como te ofrece los servicios de recuperación de fondos AFORE e INFONAVIT. Los trámites son engorrosos, requieren tiempo y el llenado de documentos no siempre resulta una tarea fácil y gratificante, por ello, MaxiPensión también está para tus trámites.
  • Mujer previsora es mujer MaxiPensión:
    La mujer por naturaleza es previsora. MaxiPensión reconoce en ellas un gran valor que nuestro sistema politico social margina. De ahí que MaxiPensión implementa en su búsqueda de mercado, invitar a las mujeres que alguna vez cotizaron ante el IMSS antes del 1º de Julio de 1997 y con más de 50 años de edad, para que contacten un consultor de MaxiPensión y revisar su caso para elaborar un plan de tu futura pensión superior. Tu independencia económica es vital para tu vejez.

Deja un comentario

Como podemos ayudarte?

Contáctanos en las oficinas de MaxiPensión o envía una solicitud online.

Mira nuestra galería

Looking for a First-Class Business Plan Consultant?